La enfermedad tromboembólica venosa (ETV) es la tercera causa de muerte vascular en España, después del infarto de miocardio y el ictus, afectando a buena parte de la población española. Con el objetivo de actualizar retos y novedades en torno a esta enfermedad, Zaragoza acoge el XIII Fórum Multidisciplinar de la Enfermedad Tromboembólica Venosa (ETV) que organiza la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI).

 

Esta cita reúne a los mejores especialistas nacionales e internacionales en esta área, alcanzándose los 400 asistentes entre los dos días de duración de la reunión (18 y 19 de mayo). En ella se revisan los últimos datos adquiridos en el diagnóstico y el tratamiento de la trombosis venosa y la embolia pulmonar, patologías que conforman la enfermedad tromboembólica venosa.

 

Aunque con los años ha ido disminuyendo entre la población, la ETV sigue teniendo una incidencia importante debido, entre otras cuestiones, a los factores de riesgo que la ocasionan. Entre ellos se encuentran la inmovilización de un paciente, intervenciones quirúrgicas o traumatismos, además del embarazo, tratamientos con estrógenos o intervenciones mediante catéteres a los pacientes, puesto que todas ellas facilitan la formación de coágulos sanguíneos.

 

Pero no solo estos factores de riesgo son los que pueden provocar ETV, sino que también se relaciona con otras enfermedades que facilitan su aparición, siendo una de estas el cáncer. Así, uno de cada cinco pacientes con ETV padece cáncer, y uno de cada 15 pacientes con cáncer tendrá ETV,  “debido a que los tumores espesan más la sangre y ello facilita su coagulación”, señala el doctor Manuel Monreal Bosch, coordinador del Grupo de Enfermedad Tromboembólica Venosa de la SEMI.