Los últimos datos de sujeciones entre los centros de ORPEA Ibérica siguen reflejando el éxito de su política asistencial en este campo. Así, a finales del mes de noviembre, la madrileña residencia de Loreto, en el centro de Madrid, se unió a los centros que ya se consideran libres de sujeciones. Un total de 22 residencias repartidas entre las Comunidades de Madrid, Aragón, Castilla La Mancha, Castilla y León, Catalunya, Andalucía, Murcia y Comunidad Valenciana.

ORPEA Loreto representa el buen hacer del grupo en las residencias adquiridas tras la fusión con la antigua Sanyres. En el caso concreto de Loreto, la residencia ha ido disminuyendo las sujeciones de sus residentes gracias a la excelente labor de los profesionales del centro. La residencia presentaba en enero de 2017 un 13% de sujeciones, un porcentaje que ha eliminado hasta el 0,00% actual a finales del mes de noviembre, cuando se alcanzó el objetivo de centro libre de sujeciones. Y es que la política de ORPEA apuesta firmemente por la eliminación de las sujeciones en sus centros, una medida en beneficio de sus residentes tanto a nivel físico como psicológico.

Desde la dirección de ORPEA, las sujeciones siempre se han considerado como elementos de riesgo para los residentes. Es por ello que el objetivo del grupo a corto plazo es convertir todos sus centros en residencias libres de sujeciones. Una labor que tiene su punto de partida en la formación del equipo médico, que tiene constantes cursos de formación a su alcance para conocer las claves del trabajo e interiorizar la forma de actuar.

Es así como todos los centros del grupo, incluidos los que pertenecían Sanyres, están experimentando un rápido descenso en el índice de sujeciones, con un amplio abanico de residencias cercanas a conseguir el objetivo del 0,00%. Un éxito asistencial de ORPEA del que se benefician sus residentes, que al verse liberados de sujeciones mejoran sustancialmente su nivel de bienestar. Puesto que la retirada de sujeciones otorga al residente una mayor independencia que le aporta beneficios físicos y de conducta.