El número de pacientes que tienen dolor es inmenso. En una reciente publicación en “Abordaje Europeo del Dolor” (Oxford University Press, 2018), Christopher Eccleston, Bart Morlion y Christopher Wells afirmaban que de los 740 millones de habitantes de los 37 Estados miembros de la Federación Europea del Dolor EFIC®, aproximadamente 150 millones padecen dolor crónico. Esta población es la equivalente a la que suman Francia y Alemania juntas. Los datos claramente confirman que la investigación en dolor es ahora más importante que nunca. Con el apoyo de la Beca E-G-G, los jóvenes científicos están llamados a desarrollar e implantar sus ideas de investigación.

 

Desde 2004, la Federación Europea del Dolor EFIC®, en colaboración con Grünenthal, hapromovido muchos proyectos en el campo de la investigación en dolor: 60 jóvenes científicos de 13 países han recibido 1.4 millones de € para sus proyectos de investigación. “Los buenos científicos tienen una oportunidad. Queremos que elijan desarrollar su carrera en el ámbito de la investigación en dolor”, ha destacado Christopher Eccleston, el nuevo director del Comité de Investigación de la Federación Europea del Dolor EFIC®. Como consecuencia, la Federación Europea del Dolor EFIC®y Grünenthal han aportado valor a los pacientes apostando en jóvenes científicos. Eccleston ha añadido: “Nuestro objetivo es crear una cultura de éxito en la que los pacientes con dolor de toda Europa sean, en última instancia, los beneficiarios.

 

“El dolor crónico es una enorme carga y limita la calidad de vida de muchas personas”, ha afirmado Imane Wild, directora global de Medical Affairs de Grünenthal. “El tratamiento del dolor es complejo. Un abordaje eficaz es a menudo el resultado de un tratamiento multimodal que incluye medicamentos, pero también otros aspectos como la fisioterapia o incluso la psicoterapia. Por eso la investigación en el campo del dolor debería realizarse en un sentido muy amplio. La investigación con enfoques creativos es de suma importancia”, ha añadido Imane Wild. Con la creación de la Beca EFIC-Grünenthal en 2004, EFIC  y Grünenthal unieron esfuerzos para dar apoyo a las ideas de investigación innovadoras propuestas por jóvenes científicos que están realizando una importante contribución a la investigación en dolor.

 

Los científicos pueden presentar sus trabajos hasta el 31 de diciembre de 2018 si han obtenido un doctorado, un título de doctor en Medicina u otro postgrado equivalente, y no son mayores de 40 años.

 

Más información sobre las bases y cómo presentar las candidaturas en www.e-g-g.info.