La Fundación Naturgy y la Fundación Tengo Hogar colaborarán para mejorar la eficiencia energética de hogares de familias vulnerables, gracias a los recursos del Fondo Solidario de Rehabilitación Energética de la fundación de la empresa energética.

La directora general de la Fundación Naturgy, María Eugenia Coronado, mostró su satisfacción con este nuevo acuerdo, “que nos permite avanzar en nuestra principal línea de actuación para luchar contra la pobreza energética, abordando un problema estructural de las viviendas que habitan las familias más vulnerables”.

El acuerdo se suma a los ya firmados con otras cinco entidades sociales (Foment de l’Habitatge Social, Hábitat 3, Fundación para la Caridad de la Construcción, de Cáritas, y Fundación Mambré), que ya tienen acceso al Fondo Solidario de Rehabilitación Energética para hacer obras de rehabilitación energética en los pisos que gestionan.

Este nuevo acuerdo permitirá seguir acometiendo actuaciones según las directrices del estudio “Re-habilitación exprés para hogares vulnerables”. Esta publicación, auspiciada por la Fundación Naturgy, promueve la mejora de la eficiencia energética en los hogares vulnerables, a costes bajos pero con un gran impacto, tanto en la calidad de vida de las personas como en la factura energética de las familias. Entre las medidas que establece, se incluyen la reparación y compra de sistemas de calefacción; la instalación de cerramientos en ventanas y acristalamientos; el arreglo y puesta en marcha de instalaciones de electricidad y gas; o la mejora del aislamiento de paredes.

El convenio con Fundación Tengo Hogar está en línea con la Estrategia Nacional contra la Pobreza Energética 2019-2024, que establece la rehabilitación energética de viviendas como una de las líneas de actuación a corto, medio y largo plazo, para abordar esta problemática de forma estructural. Asimismo, se engloba dentro del Plan de Vulnerabilidad Energética de Naturgy, que se marca como objetivos la mejora de la calidad de vida de los colectivos afectados por la pobreza energética y su asesoramiento en temas relacionados con el consumo de energía o el pago de servicios energéticos.