Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la participación es uno de los cuatro pilares fundamentales del envejecimiento activo y saludable, junto con la salud, la seguridad y el aprendizaje continuo. En ORPEA, además, “consideramos que es un derecho social que no debe obviarse”, asegura el director de Marketing de ORPEA, Ricardo Buchó. Por eso, en sus centros, trabajan a diario para ofrecer actividades sociales y de ocio (talleres, viajes, formación, voluntariado…), que proporcionen bienestar físico, mental y emocional a los residentes. Asimismo, prestan servicios de acompañamiento a las personas mayores en ocasiones especiales, cuando así lo solicitan. Un ejemplo es el de acudir a las urnas para ejercer su derecho a voto.

“Es frecuente que, estos días en los que se celebran elecciones, los familiares se acerquen a las residencias para visitar a los mayores, recogerlos para llevarlos a votar y pasar el día juntos”, explica Buchó. Sin embargo, cuando los residentes no tienen esa opción, en ORPEA se les ofrece la posibilidad de acompañarlos a los colegios electorales. De cara a las elecciones municipales, autonómicas y al Parlamento Europeo del próximo 26 de mayo, ORPEA está organizando a sus equipos profesionales para que puedan contribuir a que los mayores de sus centros cumplan con este derecho, que para ellos resulta de gran importancia.

Sentirse útiles mejora la autoestima

Para ORPEA, esta iniciativa constituye una medida de buen trato y de respeto hacia los mayores, pues fomenta la participación y posibilita que puedan ejercer su derecho como ciudadanos. Esta participación activa mejora su estado emocional y aumenta la autoestima, porque se sienten útiles e integrados. “Que los mayores tomen un actitud proactiva es clave para su bienestar y calidad de vida, y nosotros debemos ayudar en todo lo posible para conseguir este objetivo y sus beneficios”, concluye el director de Marketing de ORPEA.