Con motivo de la reunión anual de delegados de sanidad europeos celebrada en Berlín el pasado mes de septiembre, la Sección de Enfermedades Infecciosas de la Unión Europea de Especialistas Médicos (UEMS-ID) presentó la Declaración de Berlín, un documento sobre perspectivas europeas en política sanitaria y desarrollos de enfermedades infecciosas.

La UEMS-ID expresó la necesidad de potenciar la cooperación entre los diferentes países y reforzar la homogeneización de la sanidad en el territorio de la UE, para tratar de hacer frente a los desafíos planteados en esta reunión.

El presidente de la UEMS-ID, Jean Paul Stahl, quiso enfatizar que “los desafíos solo pueden resolverse a través de la colaboración transnacional e investigación cooperativa internacional” y que resulta esencial “la formación de médicos en enfermedades infecciosas y microbiología es fundamental para garantizar la atención médica de personas que viven en Europa «.

En este sentido, el Dr. José María Miro, médico delegado de la SEIMC por España, destacó que, en el caso de España, “no existe aún la especialidad sanitaria en Enfermedades Infecciosas”, lo que supone que “nuestro país sea uno tres países europeos en los que aún no se ha creado esta especialidad junto a Bélgica y Chipre”.

Sin embargo, el Dr. Miró se mostró positivo en este aspecto, señalando que “el Gobierno español se ha mostrado receptivo a la creación de esta especialidad y se espera que la especialidad de Enfermedades Infecciosas sea una realidad en un futuro próximo”.

Durante la pasada edición de este encuentro, la UEMS-ID aprobó un Programa de Formación Europeo en el que se detallaba cómo se debería impartir la especialización y las competencias que deberían ser adquiridas con el objetivo de evitar las diferencias en Europa a nivel sanitario. Según comentaron algunos expertos durante la reunión, este programa podría ser la solución a la heterogenia de la sanidad europea al convertirse en un estándar para mejorar la calidad de la práctica clínica que permita la movilidad de los especialistas entre los diferentes países europeos.

Nuevos retos en enfermedades infecciosas

En la declaración de Berlín, además, se recogen una serie de temas candentes en el ámbito de las enfermedades infecciosas en Europa, entre los que destacan la resistencia a los antimicrobianos, la aparición de nuevas enfermedades potencialmente mortales, la falta de vacunas eficaces para enfermedades clave en el continente y la experiencia inadecuada en la medicina de migración internacional.

Estos desafíos se pueden resolver mediante la cooperación entre países. Todo el mundo confía en la alta calidad de la profesión médica, pero desafortunadamente Europa todavía tiene una situación muy heterogénea a este respecto. Los médicos dedicados al diagnóstico y la atención de pacientes con enfermedades infecciosas quieren cambiar esta realidad. Estos especialistas alzaron sus voces en Berlín para contribuir a que la atención médica sea un tema fundamental para todos los europeos y especialmente los desafíos en enfermedades infecciosas.