La esperanza de vida en España no para de aumentar, dando lugar a una sociedad cada vez más envejecida que necesita una especial atención. Por eso, aspectos como identificar y enumerar las necesidades concretas del mayor, saber con qué recursos se cuenta, elaborar un plan de acción, llegar a acuerdos familiares para repartir las responsabilidades y habilitar los espacios que sean necesarios, son clave para cuidar de las personas mayores en el hogar.

 

Concretamente, los últimos indicadores de salud publicados por el Ministerio de Sanidad señalan que la esperanza de vida en buena salud ha aumentado 5,5 años en el conjunto de la población española y, según datos del INE, dos de cada diez españoles tienen más de 65 años, una cifra que se prevé que aumente en los próximos años.

 

En este contexto, y según el informe Un perfil de las personas mayores en España 2018, elaborado por el CSIC y el Centro de Ciencias Humanas y Sociales (CCHS), las personas mayores presentan un alto grado de dependencia en sus cuidados de salud. En concreto, el 85% requiere de ayuda a la hora de tomar medicamentos adecuadamente; el 62% necesita estimulación cognitiva y casi 6 de cada 10 tiene incontinencia urinaria o fecal. Además, el 54% necesita algún tipo de cura y 5 de cada 10 precisan rehabilitación.

 

Por ello, de cara a cuidar a los mayores en el hogar, es imprescindible que las personas responsables de esta tarea estén en constante contacto con un buen equipo de profesionales y que dispongan, en cada momento, de aquella información que sea necesaria para una correcta atención.

 

A este respecto, la tecnología puede presentarse como la opción más acertada y viable para una atención más personalizada, adaptada a las necesidades de cada persona. Sanitas Mayores cuenta con ‘En Casa Contigo’, un servicio destinado a facilitar los cuidados profesionales en el hogar y gracias al que, a partir de una valoración integral de las necesidades de la persona mayor, se propone un plan de cuidados individualizado con acciones para su realización en casa de la persona mayor y que la familia puede contratar a medida.

 

Este servicio cuenta con la atención de un coordinador de cuidados y un equipo multidisciplinar especializado en atención al mayor que ofrecen consejo experto las 24 horas del día durante todo el año, lo que evita dejar el entorno conocido del hogar y garantiza que la persona mayor esté atendida en cada momento.

 

Además, el servicio ofrece formación basada en el protocolo de Sanitas a los cuidadores con objetivo de implicar a los familiares en cada proceso. Asimismo, ‘En Casa Contigo’ facilita información de seguimiento a través de una app y cuenta con la posibilidad de realizar videollamadas con profesionales en el cuidado de mayores.

 

Este servicio complementa el modelo asistencial integral de Sanitas Mayores, que ya cuenta con 47 residencias de mayores, 17 de ellas con centros de día, y cinco centros de día independientes. Los centros de día y la atención en el propio domicilio benefician a la socialización del mayor. “La atención debe individualizarse en función de la salud de cada persona y sus requerimientos. Lo importante para nosotros es ser capaces de ofrecer el mejor tipo de cuidados en el dispositivo que sea más adecuado en cada momento para la persona mayor y su familia” señala Pedro Cano, director de Innovación Médica de Sanitas Mayores.