Valoraciones de Juan Carlos Moro, CEO de DB Schenker en España y Portugal, sobre las Cuentas Medioambientales publicadas esta misma mañana por el INE:

– Según el informe que acaba de publicar el Instituto Nacional de Estadística sobre el volumen de emisiones contaminantes lanzadas a la atmósfera en el último año, la economía española emitió 340,7 millones de toneladas de gases de efecto invernadero en 2018. La tendencia global es positiva, ya que se ha reducido la huella en un 2,3% respecto a 2017, gracias a la mayor concienciación adquirida tanto por la sociedad como por las organizaciones en este asunto. Sin embargo, lejos de sentirnos satisfechos con este dato global, desde el sector del transporte y la logística debemos lamentar que la nuestra es la actividad económica que más aumentó su huella en ese mismo periodo, concretamente en un 2,6% y en contraposición a otras áreas como el suministro de energía, que la redujo en un 11,6%. Esto indica, por tanto, que todavía queda mucho trabajo por hacer, y que una de las prioridades estratégicas de compañías de carácter internacional como la nuestra debe ser, sin duda, la sostenibilidad.

 

– En DB Schenker, somos muy conscientes de la importancia de reducir la elevada huella de carbono de las actividades relacionadas con el transporte de mercancías y el almacenamiento. Por ello, desde hace años, invertimos en iniciativas que garanticen este aspecto, con una marcada transición hacia la electromovilidad, con vehículos como el T-POD, primer camión eléctrico autónomo del mundo, la consolidación de cargas y otras medidas de igual relevancia. De hecho, solo en el último año, hemos reducido las emisiones de gases de efecto invernadero en un 25,8% en transporte terrestre, un 9,3% en transporte aéreo y un 61,2% en transporte marítimo respecto a 2006.

 

– Estamos orgullosos de poder decir que en 2020, dentro de solo unos meses, cumpliremos el objetivo medioambiental que nos marcamos hace ya 13 años, logrando reducir en un 30% nuestras emisiones de CO2 y en línea con el propósito a largo plazo de disminuirlas en un 30% de cara a 2030, siendo una de las pocas empresas del sector que no cuenta en negativo en los cálculos que hoy publica el INE.

 

– Nuestro objetivo continuará siendo trabajar en este plano, ya que creemos firmemente que existen soluciones ecológicas para todos los medios de transporte y que una logística cada vez más verde es posible.