ESTEVE ha anunciado hoy que ha llegado a un acuerdo para adquirir todas las acciones de la compañía farmacéutica alemana Riemser a Ardian, grupo de inversión de capital privado líder en el mundo.

Con sede en Berlín, Riemser tiene un portafolio de productos diversificado en varias áreas terapéuticas, principalmente en oncología, neurología y algunas terapias nicho. Riemser gestiona una planta de fabricación farmacéutica en Alemania y tiene presencia física directa en cuatro de los cinco principales países de Europa: Alemania, Reino Unido, Francia y España. Más del 80% de sus ventas proceden del canal hospitalario, a través del que ofrece tratamientos especializados y una amplia gama de fármacos en áreas terapéuticas nicho.

La compra de Riemser acelerará la transformación de ESTEVE en una farmacéutica especializada, pues más del 60% de sus ventas provendrán de productos propios. Además, le abre la puerta a un sector en crecimiento: el mercado hospitalario.

En palabras de Staffan Schüberg, CEO de ESTEVE: “esta adquisición contribuye de forma relevante en el avance de nuestro plan estratégico para hacer de ESTEVE una compañía farmacéutica mucho más internacional con producto propio y en el ámbito de la medicina especializada. Riemser aporta conocimiento y experiencia en el mercado hospitalario europeo, además de presencia farmacéutica en cuatro de los grandes mercados del continente: Alemania, Reino Unido, Francia y España. La presencia y las instalaciones de Riemser en estos países nos proporcionan una palanca de crecimiento considerable que junto a Riemser desarrollaremos al máximo”.

Fundada en 1992, en 2012 Riemser fue adquirida por Ardian, con el objetivo de centrar su negocio en el ámbito de la medicina especializada y expandir la compañía a nivel internacional. Bajo la dirección de Ardian, Riemser ha gozado de un crecimiento internacional espectacular a través de adquisiciones —primero en Francia, luego en el Reino Unido y más recientemente en España— y ha afianzado su cartera de productos especializados comprando varios activos de grandes farmacéuticas multinacionales.

Konstantin von Alvensleben, CEO de Riemser, señala: “Estamos muy orgullosos de que ESTEVE, una farmacéutica sólida y familiar con una larga tradición, haya decidido adquirir Riemser. Juntos, explotaremos nuestros puntos fuertes y aprovecharemos nuestro perfil como compañía farmacéutica especializada europea con productos propios y del área hospitalaria para seguir aumentando nuestra presencia internacional y expandiendo el negocio. También queremos agradecer a Ardian su apoyo estos últimos años”.

La operación de compra prevé cerrarse durante el primer trimestre de 2020. Las partes han acordado no revelar ningún detalle de la transacción.