El embajador del Real Madrid Santiago Solari ha visitado esta mañana a los beneficiarios del Programa de Actividad Física para Mayores de la Fundación Real Madrid y DomusVi que se está llevando a cabo en la residencia Ciudad de Badajoz. Este proyecto forma parte de una colaboración conjunta que desde hace siete años une a las dos entidades en favor del envejecimiento activo.

El programa consta de diversas actividades con las que se persigue mantener las cualidades físicas, psíquicas y la sociabilidad de los mayores. Santiago Solari compartió su tiempo y los motivó en un encuentro del que disfrutaron tanto los residentes, como sus familias y los equipos de técnicos de la Fundación y del centro.

La directora de DomusVi Ciudad de Badajoz, Estrella Martínez, señaló que “estamos centrados en mejorar la calidad de vida de las personas que cuidamos y es un orgullo para nosotros ir de la mano de la Fundación Real Madrid en estas actividades que contribuyen a ello. Cada sesión del programa significa un auténtico acontecimiento. Les motiva, mejora sus capacidades físicas y les proporciona una enorme satisfacción. Es una de las actividades más esperadas de la semana”. Por su parte, Santiago Solari quiso destacar la importancia del envejecimiento activo y los beneficiarios: “Queremos estar con nuestros mayores que son los que nos han hecho grandes y son además nuestra memoria para saber de dónde venimos”.

El programa, que se desarrolla con medio centenar de personas cada semana en la residencia DomusVi Arturo Soria, y con una veintena en DomusVi Ciudad de Badajoz, se completa con charlas con veteranos, visitas al Tour Bernabéu y otras actividades socio-culturales vinculadas a la Historia del Real Madrid, al deporte y a los hábitos de vida saludable, con el fin de contribuir a la prevención o paliar las enfermedades crónico-degenerativas propias de las edades más avanzadas. 

Esta colaboración se enmarca en el proyecto desarrollado por la Fundación DomusVi “Deporte y envejecimiento activo”, con el que se pretende promover y divulgar la importancia de los hábitos de vida saludables, como la actividad física, para mantener la calidad de vida de las personas mayores, así como evitar el deterioro asociado a la edad y prevenir diversas patologías derivadas del sedentarismo.