Un equipo de investigadores españoles ha encontrado una formulación pionera para el tratamiento de las molestias articulares, que ya se puede adquirir en las farmacias. Se llama OLIMINA3® y es el resultado de una década de investigación, que concluyeron con un riguroso estudio científico realizado en los hospitales madrileños de La Paz, Quirón, Ramón y Cajal y Puerta de Hierro. Se realizó entre mujeres que habían superado un cáncer de mama tras someterse a tratamientos severos y prolongados para curarse. Como se sabe, esta dolencia no concluye con la operación y las consiguientes sesiones de quimioterapia o radioterapia, sino que el tratamiento puede prolongarse entre cinco y diez años con medicamentos capaces de impedir una recidiva, pero que pueden generar en el paciente dolores articulares muy invalidantes.

El estudio clínico, realizado en colaboración con médicos de la Universidad de Duke (Estados Unidos) y publicado en prestigiosas revistas médicas, reveló que OLIMINA3® produce una bajada significativa de la inflamación, mediante la reducción de los niveles de la Proteína C Reactiva (PCR), (que aumentan en los procesos inflamatorios), y de todos los parámetros del dolor, que tiene la escala BPI, del MD Anderson. Los resultados indicaron que las mujeres que tomaron OLIMINA3® experimentaron una reducción de la intensidad del dolor de hasta un 60%. 

Ingredientes clave

La clave de OLIMINA3® se basa en la sinergia obtenida por la combinación especifica de tres ingredientes cien por cien naturales, que forman parte de nuestra dieta mediterránea, reconocida por los expertos como una de las más saludables del mundo:

  • Hytolive®, se trata de una formulación desarrollada a base de polifenoles del aceite de oliva virgen extra, con elevadas concentraciones de hidroxitirosol y tirosol, que tiene propiedades antiinflamatorias.
  • Omega-3, ácidos grasos altamente purificados, de origen marino que contribuyen a reducir el riesgo de sufrir enfermedades coronarias y que ayudan en procesos inflamatorios.  
  • Curcumina, es un compuesto natural que se produce en la raíz de la cúrcuma, muy utilizada en la dieta asiática y que cuenta con propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. 

pastedGraphic.png

OLIMINA3® llega a las farmacias de nuestro país tras recibir la correspondiente autorización de los órganos reguladores europeos ante la evidencia científica de que puede reducir las molestias articulares. Y lo hace también avalada por el éxito obtenido en Estados Unidos, donde ya se comercializa desde hace tres años.

La doctora Noelia Martínez, del servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid, y miembro del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (GEICAM) y de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), ha sido la encargada de coordinar el estudio clínico de OLIMINA3® como miembro del equipo de investigadores médicos que trabajaron en la formulación de este complemento nutricional.

Formulación para tratar molestias articulares

El paso de los años ocasiona un proceso degenerativo que causa inflamación y dolor, y que dificulta la movilidad a partir de los 50 años. Una dieta sana, ejercicio moderado y nuevas fórmulas como OLIMINA3®, que llegan desde la investigación alimentaria, pueden hacer más llevaderos estos problemas propios de la edad y  contribuir a mejorar la calidad de vida de quienes las sufren.

OLIMINA3® es un producto coadyuvante, que no persigue el objetivo de diagnosticar, tratar, curar, ni prevenir la enfermedad, pero que sí puede mejorar la calidad de vida de los pacientes en su lucha contra las molestias articulares. Se prescribe como complemento alimenticio y se puede adquirir en las farmacias en envases de 90 cápsulas, suficientes para un mes de tratamiento. 

Paliativo natural

Hay que subrayar que OLIMINA3® no tiene efectos secundarios, ni contraindicaciones, puesto que su formulación se basa en la combinación de productos 100% naturales, propios de la dieta mediterránea. De hecho, se ha constatado que los países mediterráneos tienen una incidencia de enfermedades cardiovasculares mucho menor que en los Estados Unidos, pese a que consumen más grasas en su alimentación. Las propiedades saludables de la dieta mediterránea se basan en el consumo de productos vegetales, cereales y aceite de oliva. Precisamente, el uso exclusivo de aceite de oliva como grasa principal es lo que explica en gran medida esa diferencia.