Según ha informado el presidente, Alberto Núñez Feijóo, se fija un aforo máximo para los tanatorios de un tercio de su capacidad. Asimismo, queda establecido un número máximo de 25 personas para el acompañamiento del cortejo fúnebre.

En cualquier caso, el vicepresidente de la Xunta se puso en contacto con el delegado del Gobierno para que, a partir de esta medianoche y hasta que se active el estado de alarma en el país, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado ya eviten que se produzcan concentraciones de gente.