La Confederación Española de Organizaciones de Mayores – CEOMA  y la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España – UDP nos sumamos a la iniciativa de los Administradores de Fincas animando a las Comunidades de propietarios a facilitar apoyo a las personas mayores, ofreciéndose para hacerles la compra. 

Es muy sencillo: 

Pones un cartel en el descansillo de tu portal indicando tu piso y tu nombre y si dejas tu teléfono móvil o fijo puede ser de gran ayuda para la persona mayor que precisa de tu colaboración, aunque entendemos que cada quien quiera guardar su privacidad. Es algo puntual y en cuanto tengan las personas mayores el teléfono pueden quitar el cartel por seguridad

Así, el vecino o vecina de edad avanzada no tendrá que salir a la calle y podrá llamarte para que le traigas el pan, cualquier otro producto o lo que precise, así como medicamentos. En este sentido, es importante que el/la mayor apunte en un papel el nombre y apellido de la persona voluntaria para que solo abra  la puerta cuando el vecino o vecina repita ese nombre y apellido.

Después, te dejará el dinero, si es posible con guantes, sobre el felpudo o en el pomo de la puerta dentro de una bolsita. 

Vas a comprar y le subes la bolsa que dejas enganchada al pomo de su puerta junto con las vueltas y el ticket de compra.

Es conveniente el uso de guantes por ambas partes y lavar las manos inmediatamente después. 

#ellosprimero