Ante la amenaza pandémica que estamos soportando debemos extremar las precauciones sanitarias y de limpieza y mantenimiento especialmente en los baños públicos que afectan a las grandes colectividades, debiendo retirar o incluso mejor en la medida de lo posible eliminar el papel o toallitas usadas de esas dependencias.