El Instituto de Biomecánica (IBV), centro tecnológico de referencia en salud, bienestar y calidad de vida de las personas, sigue poniendo en marcha diferentes iniciativas para ayudar ante la emergencia provocada por el coronavirus, en las que está trabajando desde el inicio de la crisis sanitaria.

Una de las acciones emprendidas desde IBV, en esta situación de urgencia, ha sido el diseño de pantallas de protección facial para profesionales en contacto con personas afectadas por el coronavirus, contando con el apoyo del Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial (IVACE).

IBV se suma con esta acción a una iniciativa de cooperación entre la Dirección General de Industria, Energía y Minas y la Dirección General de Farmacia y Productos Sanitarios. “Hemos respondido desde el centro tecnológico al reto de facilitar las donaciones de pantallas de protección facial que cumplan criterios de seguridad; también hemos diseñado nuestro propio modelo de pantalla, de muy bajo coste, que ofrecemos libremente para ayudar a nuestros profesionales durante la crisis del COVID-19”, ha asegurado el Director del IBV, Javier Sánchez Lacuesta.

Ergonómica y resistente

La pantalla de protección facial diseñada por IBV consta de una diadema ajustable para cada usuario y una lámina transparente que protege la cara. Presenta una curvatura ergonómica en su parte inferior que facilita la movilidad en posición de flexión de cuello, dejando espacio en su parte superior para prevenir la condensación.

Es de un peso muy reducido y su fabricación es sencilla porque consta solo de dos elementos que se ensamblan muy fácilmente. Es reciclable, de gran rigidez y transparencia, y posee alta resistencia al impacto, a la deformación térmica o a la intemperie, entre otras propiedades.

Este diseño cumple con los criterios técnicos y de seguridad establecidos en el protocolo articulado desde la Generalitat Valenciana. Las nuevas pantallas están siendo fabricadas con máquinas de corte por láser en las propias instalaciones de IBV, que espera donar más de 10.000 unidades en los próximos dos meses a centros sanitarios y residencias de la Comunidad Valenciana.

Las pantallas de protección diseñadas por IBV muestran el mensaje “GRACIAS”, que se incluirá también en el resto de productos diseñados por el IBV para luchar contra el coronavirus. Así, “el IBV quiere rendir un pequeño homenaje a todo el personal sanitario y al resto de profesionales en contacto con personas afectadas por el coronavirus, que siempre, pero especialmente en estos días tan difíciles para todos, están cuidando de todos nosotros”, ha añadido la responsable de Procesos y Estrategia del IBV, Erika Martino.

Nuevas acciones

IBV sigue trabajando en colaboración con hospitales, universidades, otras entidades y empresas, en proyectos de desarrollo rápido de productos sanitarios y equipos de protección homologados, así como de otras soluciones innovadoras, siempre velando por la seguridad de uso, con la intención de ofrecerlos en el plazo más breve posible.

Desde el IBV estamos muy orgullosos de poder contribuir con nuestra actividad, poniendo nuestras capacidades, conocimientos e infraestructuras, junto con el resto de centros de REDIT y en colaboración con la administración pública, a frenar esta pandemia y contribuir a mitigar sus efectos, presentes y futuros”, ha concluido Erika Martino.