A partir del próximo lunes, 8 de junio, los familiares podrán reencontrase con sus mayores en las residencias del Grupo Casaverde en la Comunidad de Madrid. Tras cerca de tres meses de aislamiento por la crisis sanitaria del Covid-19 se regularizan las visitas.

Los centros ubicados en Navalcarnero recibirán por rigurosa cita previa y turno a los familiares, uno por residente, en el más estricto protocolo de prevención y seguridad que garantice estar libre del virus. Serán recibidos por profesionales del centro y deberán seguir el protocolo que les ha sido enviado con antelación. 

En la zona destinada a visitas, se dispondrán unas mesas con la distancia de seguridad establecida y allí podrán realizar la reunión con el residente durante un periodo máximo de 30 minutos.

Así se irán sucediendo las visitas a lo largo de los días en horarios de mañana y tarde, lo que supondrá afianzar el contacto entre familiares y residentes que durante todo este tiempo de la pandemia se ha venido desarrollando a distancia, través de videoconferencia o teléfono de manera constante y permanente.

Serán momentos de gran intensidad sentimental y emotividad que culminarán con este encuentro donde familiares y residentes intercambiarán historias vividas en una situación tan especial.