cof

La Covid19 ha golpeado con fuerza las residencias de ancianos.  Han sido uno de los lugares contra los que más ha impactado la pandemia, donde los altos índices de contagio y letalidad han llevado a muchos de estos centros a una situación crítica y de colapso. 

Ante esta situación, el Grupo Rubis y su filial española Vitogas han querido contribuir a la mejora de la protección de estos centros, así como de las vías de comunicación entre las personas residentes y sus familiares. Por ello, a través del Punto de Voluntariado del Ayuntamiento de El Prat de Llobregat (Barcelona), ha donado a la Residencia de ancianos Penedès cinco tabletas y material de protección y de uso habitual para profesionales y residentes: mascarillas FPP2, alfombras desinfectantes de calzado, tensiómetros, termómetro de infrarrojos, guantes o delantales impermeables de un solo uso. El material está valorado en 5.000 €.

“Con esta donación, queremos aportar nuestro grano de arena a uno de los colectivos más vulnerbles en esta crisis. Con estas tabletas, los treinta residentes podrán contactar telemáticamente con sus familias cuando las visitas presenciales no sean posibles”, explica Sebastià Masas, director comercial de Vitogas. “Muchas personas mayores han luchado contra la soledad en este confinamiento, y con esta donación, queremos contribuir a que esta situación no se repita en un futuro”, añade Masas.

La entrega del material tuvo lugar el 18 de junio, en la sede de Vitogas, siguiendo todos los protocolos necesarios para garantizar la seguridad de los asistentes. Núria Rodríguez, directora del centro, agradeció la donación recibida, explicando que “seguro que será de gran utilidad para nuestro centro” . El acto de entrega también contó con la presencia de un representante de Protección Civil.